viernes, 25 de abril de 2014

La casa de cera (2005) de Jaume Collet-Serra



El grupito de jovencitos protagonistas 
Recuerdo cuando se estrenó "La casa de cera" en cines. Era un film que a priori no me llamó mucho la atención y después de haber leído múltiples críticas en donde se la ponía a parir, señalándola como un pedazo de mierda infame y apestoso, decliné la idea de pagar por verla en pantalla grande. Poco después, me parece que fue en Navidad, sin estar muy convencido, llegué a comprármela en DVD (estaba tirada de precio), y sin esperarme nada de ella, me dispuse una tarde a verla en casita. Francamente, su visionado hizo que me arrepintiera de haber hecho caso a las críticas y no habérmela visto en cines, porque me lo hizo pasar pipa. "La casa de cera" fue un soplo de aire fresco, la prueba viviente de que en el siglo XXI no era imposible hacer un slasher notable, con esmero y dedicación. No es una obra maestra, estamos de acuerdo. Pero el que afirma que esta película es una mierda, mi pregunta hacia él es: "¿en qué conceptos se basa aparte de criticarla como mierda por ser el tipo de película que es?''. A mí me ha gustado mucho y eso, como ya he señalado, sin esperármelo lo más mínimo. En base a los comentarios despectivos vertidos hacía ella pensaba que iba a ser un bodrio, y ya veis, me he quedado bastante impresionado y no porque ofrezca algo muy novedoso que en realidad no lo ofrece, sino porque pone las cartas sobre la mesa y es clara. Los realizadores de esta película reutilizan todos los clichés del clásico slasher, pero se ve que lo que han hecho, lo han hecho con esmero, con ganas y sobre todo con el respeto debido.

Carly (Elisha Cuthbert), la digna "final girl"

Vincent, el psycho-killer (todo un
homenaje a Vincent Price)
¿Que tiene un argumento muy manido? La tontería de siempre, ¿tengo que volver a decir acaso que también está manido el western o el musical?, ¿por qué entonces dichos géneros no se critican con tanta saña como el slasher? Sí, tenemos a un grupito de jóvenes perdidos en un lugar remoto. Sí, los muchachos no son unos lumbreras (así lo queremos los fans de estas pelis, ¿verdad?), y sí, irán directos a meterse en la boca del lobo, véase la guarida de un violento psicópata (así lo queremos los fans de estas pelis, ¿verdad?), y sí, el killer de turno (enmascarado, a la antigua usanza, como tiene que ser), los irá haciendo picadillo, y ¿por qué?, porque así lo queremos los fans de estas pelis, ¿sí o sí?, ¡qué jodienda no encontrar ni un puñetero crítico experimentado que no le dé méritos a estos films tan "poco cultos"! Y como yo presumo de ser una persona, muy "poco culta", pues me haré un cierto análisis de "La casa de cera", por lo que considero meritoria rescatarla de la quema a la que muchos la han condenado (seguramente muchos de éstos, ni se la hayan visto). Lo primero que asombra del film, y que curiosamente poca gente comenta (ya no hablemos de los críticos, de los que hablo, que la vapulean sin piedad), es que tanto la fotografia, como la dirección artística, la ambientación y en general todo el apartado técnico es en una palabra: sobresaliente. Sí, sí señores; el trabajo técnico de la película es una pasada y muy digno que se le reconozca como es debido. 

¿Qué se esconde debajo de las figuras de cera?

Nick (Chad Michael Murray), otro digno oponente del psicópata
Bueno, ya he mencionado que el film presenta la trama típica de jóvenes expuestos como carne de cañón ante un carnicero que los irá machacando, ¿ya por eso tiene que ser mala?, ¿ya por eso tiene que ser un infumable pedazo de basura (como he leído que la calificaba uno de estos críticos tan guays y tan expertos)? En mi opinión "La casa de cera" tiene aspectos de sobra como para evitar ser calificada como tal. En primer lugar, tiene ritmo; en segundo, la trama (a pesar de estar muy vista) engancha y es más, llega a sorprender en más de una ocasión, y de la dirección artística ya he comentado lo magnífica que es y lo bien que ayuda a crear una ambientación cojonuda que inquieta fácilmente, algo imprescindible por su temática. Bueno, luego está el tema de los actores, y aquí debemos hacer dos separaciones muy pero que muy diferenciadas, por un lado ponemos a la pija repija Paris Hilton, y en otro al resto del elenco. 

¡Qué cabeza loca!

El segundo grupo, hace una labor correcta, lo suficiente como para que podamos conectar con los personajes que caracterizan, en especial quisiera destacar la labor de Elisha Cuthbert, quien además de estar preciosa y muy sensual (incluso cubierta de mugre, porque la chica ensuciarse se ensucia un cacho), pues aporta el suficiente carisma para despuntar como una "final girl" estupenda, peleona y sufridora. En cuanto a Paris Hilton, ¿qué se puede decir de ella que no sepamos?, como actriz no vale un cagarro, pero tenemos que agradecerle uno de los momentos más memorables de la película (ver "mi momento favorito"), el cual nos recuerda que el espíritu grindhouse no se ha muerto del todo, sino que de vez en cuando asoma para beneplácito de muchos que ya hace tiempo que hemos dado por perdida la ocasión de volver a disfrutar de la nostalgia del terror añejo en producciones modernas.

No, no es una figura de cera, es Paris Hilton enseñando la silicona

Camuflada entre las figuras de cera
El guión toma ciertos aspectos de la película que pretende remakear, que es el clásico "Los crímenes del museo de cera" (protagonizado por el grandísimo Vincent Price), pero la cambia por completo y ofrece un nuevo enfoque, con ciertos aires de "La matanza de Texas" (a cuyo remake me ha recordado bastante, sobre todo en cuestión de estética). Por otra parte al film no le falta mala leche, no es una de estas mierdas descafeinadas, estamos ante un slasher a la antigua usanza, con un asesino cabrón, malvado y con malas pulgas que no se anda por las ramas (que además luce un aspecto acojonante y aterrador). La película no escasea en gore y ofrece todo un alarde de magníficos maquillajes sangrientos que hará las delicias de los fans de films de esta categoría (entre los que me incluyo, creo que esto nunca lo he dicho, ¿verdad?). Es digno de destacar cierto aire retro con el que la han dotado de manera muy acertada (ya he mencionado ese cierto tufillo a grindhouse memorable que desprende en ocasiones). 

Hay que pensárselo mejor antes de meterse con un psicópata

La prima hermana de Paris Hilton derritiéndose con el fuego
En conclusión puedo afirmar que "La casa de cera" es uno de los mejores slashers de la década de los 2000, además es digna de destacar entre la gran cantidad de mierda que de este género han creado en estos últimos años. Tantas malas críticas son debidas a que la película es de la clase que es, ya que pocos se han parado a analizar lo cojonudamente que está realizada y los aspectos tan positivos que en lo referido al género de terror ofrece. Destacar también, que el director es español ¡hombre!, el señor Jaume Collet-Serra, cuyo talento me parece bastante superior al de otros más sobrevalorados como Jaume Balagueró, Paco Plaza o Juan Antonio Bayona, al menos en lo referido a ofrecer un espectáculo audiovisual cargado de mala leche, gran destreza técnica y nivel de entretenimiento (es una impresión personal, pero cada uno puede opinar como desee). Todo queda dicho, no os dejéis influir por tanta mierda que se ha vertido sobre ella, "La casa de cera" es una película súper recomendable y espero que con el tiempo acabe ganándose a pulso el estatus de culto que, sin lugar a dudas, merece dentro del género

Son los peligros de tener una casa hecha de cera

*MI MOMENTO FAVORITO: forzosamente tengo que señalar, esa memorable y épica escena en la que el psycho-killer, manda al personaje de Paris Hilton al otro barrio. ¡Un momento para disfrutar, sí señor!

Yo diría que así, la Hilton gana en expresividad y todo

1 comentario:

  1. Me encanta esta película, uno de mis slashers preferidos. Totalmente de acuerdo con todo lo que has dicho en tu crítica, Buena reseña!

    ResponderEliminar